EL SORSUITO

elsorsuito

por: Malmol Ìrfuñol

UN buen dia de otoño Ñarfulio Col fue a vistar a su tia Sambula en el Hospital E.R.T.U ”Enfermeros Rostocos Trimbulos Unidos”. Sambula se habia hecho un sorsuito de emergencia, porque habia sufrido, durante un viaje a las senecas de la Mauricius, un buastro, al oler una flor que estaba llena de pulgas. Llego, saludo, y justamente llego el doctor, quien le dijo, “oh, hobola-hobola, drasputas para ti, dijo aplaudiendo, has llegado a presenciar el retiramiento ñaralistico de la vendas para descubrir la narizota de esta jloya, esperemos que no aparezca un hlelo! Jojojojo.” Ñarfulio, sorprendido, dijo, “ Y tu, quien groña eres tu?”

“Ah, permitame presentarme, soy el sorfulostoco doctor Conchunfritz, el maestro de este hospital, y del suarflicado suriflestico!”

Justo en ese momento, interrumpio alguien, abriendo la puerta. Fue un puniposio gordo con un carnimal, quien se equivoco de cuarto. “Oh, disculpenme!” dijo, y se fue. Todos quedaron como jajuriolas ante este purtlogio, mas en 3 minutos volvio todo a la normalidad.Bueno llego la hora de ver que tenemos aquí, dijo Conchunfritz, inmediatamente pelo las vendas de la nariz de Sambula como una banana incorregible, de repente todos se quedaron arsoflastados, incluso el puniposio que se habia equivocado de cuarto, otra ves al presenciar el espectáculo. Que obra maestra dijo, El maestro Conchunfritz.

“Eres un tardifulio moca, drispulestico,” dijo, Ñarfulio, al notar que la nariz de su tia tenia un ojo de gallo incrustado.

“Soy un genio!!!” Exclamo Conchunfrits bailando como bailarina clasica y gran ego, Ñarfulio respondio: “Te pondre como ñey, maldito churulita,” y empezo la blopa en las afueras del hospital E.R.T.U.

Rapidamente, Ñarfulio agarro a Conchunfritz, porque Conchunfritz era muy amanerado y sus movimientos estaban totalmente ñaraleteados.

Ñarfulio dijo, “Conchunfritz, eres un churuscurita con el cerebelo totalmente ñaraleteado y ademas un lui”
Conchunfritz dijo, “Como dice Bnulio, me entra por un oido y me sale por detrás, slip, blop, ploop” y se lanzo tres aorutas en su propia cara, ante la atenta mirada del puniposio, que se estaba riendo como un cluksido, pero Ñarfulio se dio cuenta, y el puniposio dijo “Oh, disculpenme” y se hizo el cochacho.

Ñarfulio dijo, “Ahora, por tus pescados, te hare hacer carpalengua con mi perro Pulasio.”
Conchunfritz empezo a correr, y tropezo por la cantimplora de un diustico, y este diustico, se puso por primera vez furioso, y golpeo a Conchunfritz hasta que canto la Rorilera.

Al final, todos fueron amigos y fueron a tomar qloyquiloseo. En eso llego karpol, y los llevo a todos a la carcel.
Como diria Bnulio, la sirpula no es tan grande como todos piensan, y es cierto. Por favor, antes de oler flores con pulgas, recuerden la onigateria, y nunca se tropiecen por la cantimplora de un diustico, les llevara a la mala suerte, como le paso a nuestros amigos.

Fin.